La excusa para no educar a los hijos en valores

En la actualidad, muchos son los padres y madres que se ven obligados a trabajar para poder cubrir los gastos de la canasta básica familiar. Ambos padres se culpan cuando ven que los hijos tienen problemas en la escuela. En mi opinión, la falta de comunicación con los hijos es la culpable. No dedicar aunque sea unos minutos al día para conversar sobre las amistades o inquietudes de los hijos hace que éstos se alejen y al ver el poco interés de los padres buscan en “amigos” llenar ese vacío. Si bien es cierto que no existen los padres perfectos, es necesario que exista la comunicación para empezar, luego si hubiesen temas en los que los padres no pueden ayudar a los hijos, buscar especialistas que os puedan ayudar. Los hijos no son plantas que con solo regarlas crecen. Los hijos son seres humanos que pueden ser tan complejos como nosotros mismos. Prestemos más atención a los hijos para que cuando sean mayores no enfrentemos problemas serios como el bullying, drogas, embarazos no deseados, suicidios, etc.